Follow by Email

miércoles, 10 de agosto de 2011

El gran Micky y yo

Hoy me llego de Perú un cargamento que no tiene precio, fui a la agencia a recogerlo muy temprano, y si, era un paquete con mis revistas Ovación del mundial España 82, para mi un tesoro. Cuando estaba en casa y mire la primera revista me tope con una foto en la que salían Pocho Rospigliosi, Micky y Koko Cárdenas, en la sala de prensa de Torre España y pensé, que como era la vida, cuando yo tuve por primera vez en mis manos esa revista fue en 1994, para el mundial de ese año me dio por comprar revistas de los mundiales, y nunca me iba a imaginar trabajar al lado de Micky Rospigliosi y yo ni siquiera dedicarle unas lineas. Lo admiraba por su forma tan directa y solitaria de encarar los problemas del fútbol peruano y decirlos sin miedo, ni tapujos. Por eso para mi fue como un sueño que me estrechara la mano dandome la bienvenida a Radio Ovación allá por el año 2001, en el estadio de Alianza Lima, "Sientate ahí, al lado de Rolly Cadillo y cuando te diga que viste contestas fuerte y claro" me dijo. El tenia una virtud poca vista entre los personajes publicos, era tal cual dentro, como fuera de la cabina de radio, efusivo, exigente, perfeccionista, pícaro, no se le pasaba nada, llegaba al estadio y se sentaba al lado del relator, desde allí miraba todo lo que pasaba, y obviamente también a nosotros, te distraías y de pronto: "Que nos puede decir Marko desde su posición, si fue o no fue?". Y claro, como no respondieras con propiedad, sin titubear, te lanzaba una mirada que no se te iba a olvidar, pero asi era el. Siempre nos decía: "Si están en la mejor radio deportiva del Perú, no deben tener errores". Llevaba al máximo la exigencia para todos y lo agradezco porque así uno mismo se exigía también. "Vayan a las conferencias siempre presentables, peinados y con pilas por si acaso" nos aconsejaba.También era un gran relator, yo instintivamente quería narrar como el, esa técnica de describir como nadie lo que ocurría en el campo de juego, y algo que es un don: predecir lo que va a pasar, tanto relatando como comentando, tenia una visión del fútbol muy desarrollada, leía los partidos como pocos. Gracias a el conocí a mucha gente importante. Recuerdo un día, fui al hotel Sheraton a buscar a Bilardo para una entrevista y habían varios colegas, termino de hablar con ellos y se iba apurado, me acerque, le dije que si podía hablar conmigo para Ovación, se paro y me dijo: "Che, como esta Micky?, andaba mal de salud no?". Minutos después iniciaba la entrevista de 10 minutos en vivo para la radio. Cosas como esas podría contar y no acabaría, y claro puertas que me cerraron en la cara también, los enemigos que tenia Micky eran muchos y te odiaban con las mismas ganas. En lo personal nunca tuve un problema con el, al contrario gente de su entorno mas cercano me decía que le gustaba como me expresaba delante de un micrófono y sobretodo mi educacion, me alegre al saberlo, incluso cuando no llevaba ni 3 meses en la radio me encargo la conducción del programa "La afición comenta", donde el oyente llamaba y daba su opinión sobre algún tema deportivo.Cuando no estuvo en Ovación, me ofreció ir con el a la otra radio donde iba a tener su nuevo programa, incluso ya estando yo en Madrid, se volvió a abrir la posibilidad de trabajar con el en la television, lamentablemente el caería enfermo, meses después el cancer le ganaría la batalla, o el partido como el decía. Quería hacerle este pequeño recordatorio, seguro muchos aun se acuerden de el, lo que dicen los periodistas hoy, el ya lo decía hace diez años, con nombres y apellidos, no se casaba con nadie y eso esta bien, a nosotros nos defendía a muerte, si a algún reportero de Ovación le faltaban el respeto, así sea amigo suyo se peleaba, es bueno tener un jefe que saque la cara por ti, es de agradecer. Meses antes de su fallecimiento mi amigo Manolo vio a Micky en un centro comercial, se le acerco y le dio saludos mios, el dijo: "Si me acuerdo de Martiniere, un buen chico, dile que regrese a su país que lo necesitamos, el es hombre de radio y el lo sabe, mandale saludos". Nunca olvidare que le dijera eso a mi amigo, que mejor que aprovechar estos días sin fútbol para homenajear al gran Micky, asi lo conocíamos todos y así se quedara siempre. Gracias director, que aprendí mucho de ti ...

1 comentario:

  1. Hola, me alegra profundamente saber que de alguna manera haces lo que te gusta, siempre admire la pasión con la que haces tu trabajo, es notable que has aprendido mucho, continua mejorando. Besos a la distancia. Felicidades nuevamente (de corazón) ÉXITOS.

    ResponderEliminar